La gestión a la clientela

La enseñanza creó una ilusión relativa a la gestión a la clientela ya que ningún profesor nunca ha trabajado en relación con otro, pero separado con otro. No se puede "administrar" a un cliente ya que para este caso, esto se llama controlarlo como un empleado. Y si pretenden controlar a un cliente, entonces corren el riesgo obviamente de perderlo para siempre por su tontería de querer guardarlo a toda costa.

¿Cuál es el objetivo en ese caso de querer administrar a un cliente? En realidad, cuando es difícil tener de nuevo cliente, entonces usted quiere conservar el que tiene para tener una determinada rentabilidad. Así pues, la gestión a la clientela es una mala manera de no actuar con amabilidad y cortesía relativa a nuestros preciosos nuevos clientes y los que estamos buscando por una falta de iniciativa de los gestores.

Es imposible hacer la gestión de nuestros clientes como para los empleados ya que no pueden ser obligados por ustedes y no pueden utilizar el miedo y la culpabilidad para dirigirlos como lo hicieron con sus empleados.

 

Cómo reunir clientes

La solución no es yendo hacia ellos, si no que ellos vengan a nosotros según la búsqueda de una solución a su problema. Contactenos para más información para la creación de un sitio Web.