El crédito de consumo

El contrato de venta condicional o crédito al consumidor toma la forma de un contrato de venta entre un comprador y un vendedor, por ejemplo un concesionario de vehículo o moto. Esta venta es condicional, en el sentido que ella les permite adquirir y utilizar los bienes o productos, a condición de que reembolsen regularmente una parte del precio de venta. El acreedor o el prestamista sigue siendo proprietario, hasta que reembolsen en totalidad su crédito inmobiliario. El negociante vendedor puede ceder el contrato de venta condicional que firmaron a un prestamista como una compañía de finanzas. En ese caso, pagarían sus pagos regulares a la compañía de finanzas. Si los productos se revelan defectuosos o ellos les causaban otros problemas, el negociante debería a pesar de todo respetar sus obligaciones contractuales a su aspecto.

Los préstamos, las transacciones efectuadas por medio de tarjetas de crédito y las compras de bienes y servicios que no se pagan íntegramente en el momento de la venta son formas corrientes de acuerdos de crédito.

 

Nuestras soluciones financieras

Nuestra empresa propone soluciones o medios de crédito con el fin de que les ofrezcan un préstamo personal. Que desean un crédito para productos y bienes o un crédito inmedito o fácil, tenemos la respuesta a su necesidad.